jueves, 1 de diciembre de 2011

Modernos

Me hace gracia esta moda de los modernos, mire usted. Creía que iba a ser cosa pasajera, de dos telediarios, pero los jodíos parecen multiplicarse por esporas o algo así: cada día son más los que me cruzo por la calle, en los bares, en los perfiles de mis conocidos en Facebook. Y me hacen mucha gracia.

Veo a todos estos previamente pijos-perroflautas-punkies-rockeros-emos con sus jerséis de rombos y sus gafas de pasta tamaño XXXXL, algunos sin necesitarlas, y me entra la risa. Me entra la risa no sólo por su camaleónico estilo, que cambia según las modas como cambian las estaciones del año en mi querida Murcia (de forma radical, sin avisar, y siendo "más más" pijo-perroflauta-punkie-rockero-emo que nadie). Me da risa porque, tras años de seguir a la manada, parece que se crean únicos y diferentes.

¡Diferentes, dicen!Se visten en manada como aquellos a los que, probablemente, acosaran en el colegio, riéndose de ellos por ser...sí, diferentes. Pretenden ser algo que nunca fueron, algo que consideraban tan ofensivo como para despreciar a otros por ello, a base de ropa de Zara, Bershka o cualquier otra gran cadena mayorista, presente en cientos de países con las mismas decenas de modelitos que ellos creen únicos.

Se visten con ropa de sus abuelos, que ahora le llama vintage y es cool; ven pelis europeas en V.O, cuando antes iban a todos los estrenos de la saga "American Pie"; y pasean bajo el brazo el "Ulises" de Joyce o "La Metamorfosis" de Kafka cuando antes se enorgullecían de no haber leído un libro en su vida. En resumen, se han convertido en copias industriales de aquellos a los que antes se las hicieron pasar putas.

"Es que lo críos son crueles", dicen. ¿Y los adolescente?¿Y los no tan adolescentes?"Es que estábamos buscando nuestro lugar en el mundo, nuestro yo". Vale, a los 13; vale, a los 18; vale, a los 20...pero, ¿a los veintipico-treintaitantos?¿Y qué excusa pondréis cuando cambie el viento y seáis, vete tu a saber, skaters?

Por eso me hacen mucha gracia cuando los veo, tratando de ser diferentes con sus camisetas "Made in Taiwan", con sus cds (o vinilos, que ya es lo más) de grupos que no habían escuchado en su vida pero que ahora, de repente, son sus favoritos "desde siempre" y sus zapatillas retro imitación de las J'Hayber que nunca tuvieron porque entonces lo que molaba era tener unas Adidas o unas Nike.

Y es que ser diferente no es algo que se compre en los centros comerciales, ser diferente no es ser moderno. Ser diferente es algo con lo que, por suerte y en muchos casos por desgracia, se nace. Ser diferente es ser discriminado, ser diferente es no tener amigos o tener muy pocos, ser diferente es una adolescencia jodida, ser diferente es sentirte solo y fuera de lugar muchas veces, ser diferente es complicado. Hasta que encuentras a otros diferentes, como tu, y entonces te das cuenta de que no eres diferente, eres auténtico.

Por eso me hacen mucha gracia los modernos, antes pijos-perroflautas-punkies-rockeros-emos, todos como borregos, muchos habiéndose reído de los que antes eran como ahora son ellos. Por eso me hacen puta la gracia los modernos.

2 comentarios:

N.Ospiqueras dijo...

Fijate, quizá sea este el texto que menos me gusta del blog. Sin embargo ha sido lo suficiente bueno como para hacerme leer tu blog de principio a fin.

Todo un descubrimiento, felicidades.
Te enlazo a mi blog, solo tengo alli 4 personas,asi que puedes imaginar lo que me ha gustado descubrirte.

Un saludo

AngelDeBruma dijo...

Muchas gracias por incluirme en tu blog, es todo un honor dado el nivel de exigencia que expresas. Me alegro de que te gusten mis ínfulas literarias. Seguiré escribiendo.

Un saludo.